Portada:  Noticia de actualidad


Se trata de hallazgos en la línea Elizabeth, cuya entrada en servicio está prevista para 2018

El Museo de los Docklands en Londres ha inaugurado una exposición que exhibe piezas arqueológicas encontradas durante las obras del proyecto Crossrail y seleccionadas por arqueólogos que han aprovechado la gigantesca obra de infraestructura para explorar algunos de los lugares más destacados históricamente de la capital del Reino Unido


(17/02/2017) El proyecto Crossrail, no solo está sirviendo para desarrollar una de las obras de infraestructura ferroviaria más destacadas del Reino Unido (ver noticia) sino que, además, está sacando a la luz restos arqueológicos que se han clasificado y ahora forman parte de un exposición del museo de Docklands de Londres.

Desde que en 2009 diera comienzo el proyecto Crossrail, los trabajos de los arqueólogos han discurrido paralelos al desarrollo del proyecto convirtiéndose, de este modo, en uno de los programas de excavación más amplios de la historia de la arqueología en Reino Unido en el que se han clasificado más de diez mil objetos que arrojan luz sobre casi todos los periodos importantes de la historia de la ciudad.

Hallazgos

Los objetos que se exponen en el museo londinense, se muestran en un contexto en el que se va narrando la historia del proyecto de Crossrail e incluyen entre otras reliquia, útiles de piedra, hallados en el norte de Woolwich que evidencian la existencia de esta herramienta del mesolítico hace ocho mil años.

-También se exhiben una bola de bolos encontrada en el lugar donde se levantaba la King John Court en Stepney Green, herraduras de hierro romanas, halladas cerca de la estación de Liverpool Street, y frascos de jengibre y mermelada de finales del siglo XIX de la fábrica de conservas Crosse y Blackwell, localizados cerca de la estación de Tottenham Court Road.

Además hay en la exposición restos humanos entre los que se encuentra un esqueleto hallado cerca de la estación de Liverpool Street donde se levantaba, en el siglo XVII el cementerio de Bedlam. Los análisis científicos realizados han demostrado que el dueño de la osamenta murió de peste.

Según el responsable de conservación de las colecciones arqueológicas del Museo de Londres, la gran obra del proyecto Crossrail ha servido también para excavar en la historia de Londres desenterrando una gran cantidad de objetos valiosos de manera que la exposición abierta en el Docklands llevará a los visitantes a partir de viaje entre bosques y pantanos prehistóricos hasta alcanzar las maravillas de la ingeniería del siglo veintiuno.