Empresas:  Noticia de actualidad


Colaboración con dieciséis entidades de siete países europeos

En el marco del proyecto europeo Mat4Rail, el Instituto Tecnológico del Plástico, Aimplas, ha contribuido a desarrollar nuevas resinas híbridas que permitirán sustituir las piezas de metal de los ferrocarriles por materiales compuestos y piezas interiores inteligentes para aumentar la capacidad y ofrecer mayor comodidad a los pasajeros.


(21/01/2020)  

Reducir el peso de los vehículos ferroviarios sustituyendo componentes estructurales metálicos por otros más ligeros en materiales compuestos, aumentar la capacidad del vehículo y el confort del pasajero mediante el diseño modular inteligente de interiores eran algunos de los objetivos del proyecto iniciado en octubre de 2017 con la coordinación de Cidetec.

Aimplas ha desarrollado nuevas formulaciones de resina híbridas con una resistencia a la propagación de la llama mejorada para su aplicación en polímeros reforzados con fibra. Además, se han evaluado sus propiedades en partes estructurales para la sustitución de componentes metálicos.

Para ello, ha colaborado en la mejora de las normativas específicas en el cálculo de solicitaciones a fatiga para tranvías, concretamente, en los procesos de estandarización para el proceso de diseño y cálculo en tranvías mediante la monitorización por sensores. También se han evaluado las uniones entre materiales disímiles (compuestos y metales) para su mejora.

 

Cabinas

El proyecto ha modificado el diseño de cabinas y asientos para crear la cabina del futuro, pensando en incorporar nuevas tecnologías y sistemas de comunicación, aumentado la seguridad y la intercomunicación de los vehículos. También se han desarrollado vagones modulares que permiten distintas configuraciones gracias a paneles multifuncionales con distintas conexiones para dispositivos. En cuanto a los asientos, un nuevo diseño permitirá una mayor ocupación, más confort y flexibilidad.

Mat4rail

El proyecto Mat4rail ha contado con la participación de dieciséis, entidades, entre institutos de investigación, pymes, grandes empresas y una universidad, de siete países europeos, España (Instituto Tecnológico de Aragón e Instituto Tecnológico del Plástico), Alemania, Austria, Bélgica, Suiza, Suecia y Turquía. El proyecto ha recibido financiación del Shift2Rail Joint Undertaking