Portada:  Noticia de actualidad


Desde trenes de lujo a trenes de jornada, la amplia gama de oferta de trenes vuelve a vías un año más

Al Andalus, Transcantábrico, Hullero, tren peregrino, medieval o turísticos gallegos. La marca de los trenes turísticos de Renfe vuelve a hacerse presente en el mapa del turismo nacional con una oferta que repite las claves de éxito de temporadas anteriores e incorpora algunas novedades fruto de la respuesta del cliente.


Arranca la nueva temporada de trenes turísticos de Renfe
 
El Al Andalus, uno de los buques insignia del turismo ferroviario mundial
 
 

(05/04/2018) El próximo 14 de abril, el Tren Medieval de Renfe iniciará sus circulaciones de fin de semana entre Madrid y Sigüenza y, a partir de entonces, Renfe pondrá en vía su variada oferta de trenes, desde las composiciones de referencia del lujo ferroviario a nivel internacional como el Al Andalus y el Transcantábrico, en sus variantes Gran Lujo y Clásico, hasta ofertas más asequibles, como el Hullero de La Robla o los trenes de jornada que circulan por la red gallega. 

En ancho ibérico la composición del Al Andalus, con 35 años de historia, mantiene su oferta de periplo andaluz que la hizo célebre. Con origen y final en Sevilla, siete días y ocho noches de experiencia de viaje de altísima calidad, con un periplo circular que llega por el este hasta Granada y por el sur hasta Cádiz. Gastronomía y patrimonio cultural se combinan en esta ruta circular, de primavera y otoño.

En los meses de mayor rigor canicular el Al Andalus migra hacia el norte, con un viaje hacia Madrid por tierras extremeñas por ciudades de valor patrimonial que incluyen también Aranjuez, Toledo y Madrid, combinados con el “turismo verde” como la visita al Parque Nacional de Monfragüe.  En septiembre vuelven al sur los coches de la más alta calidad a nivel mundial, con coches suite o Gran Clase de altísimas prestaciones y espacio por viajero. 

En la angosta vía métrica

Transcantábrico Gran Lujo

En ancho métrico Renfe recogió hace pocos años el testigo de la marca Transcantábrico forjada por Feve en tres largas décadas de éxito sobre raíles. Gran Lujo y Transcantábrico Clásico son las marcas de una oferta de viaje, también de siete días y ocho noches, triangulada sobre los vértices de León, San Sebastián y Santiago de Compostela. Es una oferta que se puede disfrutar de manera completa o partida en paquetes más reducidos. Los coches suites, la cocina, el paisaje y el patrimonio, se combinan en esa oferta que arranca a finales de este mes de abril y llega hasta finales del otoño.  

Y tanto en uno como en otro tren, una oferta gastronómica de primera calidad, que combina la comida en restaurantes emblemáticos de la zona visitada como a bordo del tren. Esta es una faceta cada vez más demandada que ambos trenes cubren con una restauración a bordo guisada al calor y al ritmo de movimiento de los trenes. 

El Expreso de La Robla

El Expreso de la Robla sigue esa oferta de turismo ferroviario de muy alta calidad, con pernocta y restauración a bordo de los trenes, en coches de sabor clásico, pero a una escala menor respecto a los otros formatos de Renfe. Circulan solo en el mes de agosto por las líneas mineras de La Robla entre León y Bilbao, o en periplo costero desde la estación bilbaina de La Concordia hasta Oviedo. 

Cierra esta gama de trenes de alta calidad el Tren Peregrino una composición de Tren Hotel articulada sobre una composición de Talgo camas serie 7, de altísimas prestaciones, que desde Madrid ofrece una alternativa de la Ruta Jacobea, con la opción de recorrer etapas del Camino de Santiago a pie o en bici, pernoctando en el tren que circula en paralelo a la ruta. Es un recorrido que este año 2018 incrementa un día más su peregrinaje y, como siempre, permite obtener la preciada “Compostela” que acredita a los peregrinos de Santiago.

El tren de la Ruta de los Faros

Trenes Turísticos de Galicia

Otra historia de éxito de turismo ferroviario la componen los trenes turísticos gallegos. Trenes de jornada, que arrancaron hace ya unos años con una oferta ceñida a Orense y ahora ofrecen hasta doce trenes que recorren zonas costeras e interiores, en ancho métrico o ibérico. Uno de los vectores de esta oferta es el turismo enológico, con visitas a zonas de bodegas de acreditadas denominaciones de origen. Este año la oferta consolidada incorpora dos rutas más, la “Ruta del Vino de la Ribeira Sacra” y la “Ruta de los Monasterios”.