Aficionados:  Noticia de actualidad


Ayer domingo falleció el histórico colaborador de Vía Libre y fundador y presidente durante cuarenta años de la Asociación Sevillana de Amigos del Ferrocarril

Con dolor, damos cuenta del fallecimiento de Miguel Cano López-Luzzati, redactor, colaborador y corresponsal de Vía Libre en Sevilla desde prácticamente el arranque de la revista en 1964. El mundo del ferrocarril, en Andalucía y el conjunto de España, lamenta hoy su pérdida.


In memoriam, Miguel Cano López-Luzzati
 
Miguel Cano, en su estación sevillana de Santa Justa
 
 

(03/02/2020) Miguel Cano López-Luzzatti que falleció a la edad de 79 años, ha estado presente en las páginas de Vía Libre desde el año 1969, cuando debutó haciendo una entrevista a los ingenieros sevillanos que diseñaron el eje OGI, prototipo que, curiosamente, está siendo desarrollado en nuestros días por Adif. Representando a Vía Libre, acudió a centenares de eventos y realizó viajes especiales por toda España y Europa, a bordo de los trenes más singulares, en noches de expreso y compartiendo cabina y experiencias con maquinistas, que luego trasladaba con precisión y estilo en una revista que pasaba del blanco y negro al color y, posteriormente, a los soportes digitales.

Además de su larga colaboración con Vía Libre, fue durante muchos años delegado del Gire de Renfe en Andalucía, cubriendo hechos memorables, como la llegada de la alta velocidad a su Sevilla natal. También fue colaborador del diario ABC de Sevilla y de revistas técnicas ferroviarias. Y puso su voz y su sabiduría en numerosos foros para transmitir su amplio conocimiento ferroviario y su amor por el mundo del tren.

Pero, sin duda alguna, donde Miguel Cano dejó su alma fue en la Asociación Sevillana de Amigos del Ferrocarril de la que fue fundador en 1959 y presidente durante cuarenta  años. Desde su local de Plaza de Armas, quiso inocular a miles de niños su amor por el ferrocarril, con un programa de formación ferroviaria para escolares y con el Parque Ferroviario del Alamillo que, creado con su impulso imprescindible, tantas experiencias agradables generó.

Miguel Cano una persona querida por todos, de una excepcional calidad humana, deja uno de esos huecos realmente difíciles de cubrir. Vía Libre quiere transmitir a su familia y amigos sus condolencias y el sentimiento de todo el mundo ferroviario.

Enlaces a un artículo reciente, ya en soporte digital, artículo del año 69 con el que debutó en Vía Libre y testimonio de su palabra en una conferencia que pronunció hace un par de años en Huelva.

Miguel Cano a bordo de un Alvia, en una foto que se hizo para demostrarnos la bondad de los asientos de un Alvia  que estaba contando para nuestros lectores.