Empresas:  Noticia de actualidad


Dos trenes hicieron el recorrido inaugural entre Yeda y Medina

El Rey Salman Bin Abdulaziz al Saud y el príncipe heredero Mohammed Bin Salman Bin Abdulaziz Al-Saud presidieron ayer la inauguración del tren de alta velocidad entre La Meca y Medina, Haramain High Speed Railway.


Inaugurada oficialmente la alta velocidad Medina-La Meca
 
 
 

(26/09/2018)  

Al acto asistieron el embajador de España en Arabia Saudí, Álvaro Iranzo, el presidente del Consorcio Español Alta Velocidad Meca Medina Jorge Segrelles, y representantes de las doce empresas españolas del consorcio, además del presidente de la Public Transport Authority y Saudi Railways Organization, Rumaih Mohammed Al-Rumaih

La inauguración oficial pone fin a las pruebas de los sistemas, desarrolladas entre el pasado 31 de diciembre y el mes de julio con 111 servicios a los que asistieron más de 15.880 pasajeros invitados por las autoridades.

El recorrido inaugural se realizó con dos trenes entre las estaciones de Yeda y Medina y en las próximas semanas se pondrán en funcionamiento los canales de venta para la reserva de billetes y se inicia la explotación comercial de la línea en preoperación, en la que Renfe, Adif, Ineco y Talgo tendrán el mayor protagonismo en la explotación.


 

 


 

Preoperación

Inicialmente, durante la fase de preoperación que se prolongará durante aproximadamente un año (Ver nº 632 de la versión impresa de Vía libre de septiembre de 2018), se ofrecerán ocho viajes diarios entre La Meca y Medina de jueves a domingo. A partir de enero, se irán reforzando los servicios, con la previsión de alcanzar un máximo de doce frecuencias diarias.

Durante los próximos meses, una campaña promocional ofrecerá descuentos del 50 por ciento para el conjunto del trayecto entre La Meca y Medina, 75 riyales saudíes en clase Economy, unos diecisiete euros, y 125 en clase Business, alrededor de veintiocho euros.

Haramain High Speed Railway incorporará, asimismo, un sistema de tarifas flexibles diseñadas para adaptar los precios a las necesidades de la demanda, entre ellas los periodos de mayor afluencia de pasajeros y los de peregrinación.

El mayor contrato

El tren de alta velocidad entre La Meca y Medina, el mayor contrato internacional de un consorcio español, incluye el diseño y construcción de una línea de 450 kilómetros y todos sus sistemas, el suministro de 35 trenes, más un tren real, y la gestión, explotación y mantenimiento de la línea y las estaciones durante doce años.


 

El consorcio está formado por las españolas Adif, Renfe, Talgo, OHL, Ineco, Indra, Cobra, Copasa, Imathia, Abengoa Inabensa, Siemens España y Consultrans y las saudíes Al Rosan y Al Shoula.

Los trabajos arrancaron en septiembre de 2012 y en los dos últimos años el Consorcio Español Alta Velocidad Meca Medina ha suscrito con el cliente dos acuerdos transaccionales. El primero de ellos, firmado en octubre de 2017, reconocía más de seiscientos millones de riyales saudíes, más de 135 millones de euros, en concepto de reclamaciones, adecuación de las estaciones y bonificación de las pruebas de sistemas.

En el segundo, alcanzado en mayo de 2018, ampliaba los plazos para el comienzo de la operación comercial con todas sus prestaciones hasta septiembre de 2019 y reconocía 930 millones de riyales saudíes, unos 210 millones de euros destinados al desarrollo de la preoperación comercial, como compensación al retraso medio de más de veinte meses en la entrega de las plataformas de la vía y al registrado en la construcción de tres de las cinco estaciones, que aún no han sido finalizadas. Ninguno de esos retrasos es responsabilidad del consorcio español.

Cifras

Con las dotaciones adicionales pactadas con el cliente, el importe actual del contrato se aproxima a los 7.100 millones de euros. En la línea, 450 kilómetros de doble vía, se han instalado 200.000 toneladas de carril, 4,1 millones de toneladas de balasto y 4,45 millones de metros de cables para la electrificación de la línea.

Los 35 trenes Talgo Haramain, serie Talgo 350 SRO, fabricada ya en su totalidad, que ya han recorrido en pruebas 430.000 kilómetros, están adaptados al clima extremo y la geografía de uno de los entornos más hostiles del planeta.

Los sistemas de los trenes han sido reforzados con el llamado “paquete del desierto”, que incorpora más de treinta tecnologías adicionales específicamente desarrolladas para superar las duras condiciones del desierto saudí, como la arena y el polvo en suspensión, las altas temperaturas y tormentas.