Portada:  Noticia de actualidad


La adaptación integral a ancho estándar del tramo, de 14 kilómetros de longitud y que actualmente presta servicio en ancho convencional, supondrá una inversión de 103 millones de euros

El Consejo de Ministros autorizó el pasado las operaciones previas necesarias para que el tramo de ancho convencional Taboadela-Orense, de 14 kilómetros de longitud, se transforme en un tramo de la red de alta velocidad de ancho estándar.


El tramo Taboadela-Orense se incorporará a la red de alta velocidad
 
 
 

(10/04/2018) En virtud de estas operaciones, se traspasará a la entidad pública empresarial Adif Alta Velocidad la titularidad del tramo, incluyendo los terrenos por los que discurre, que pasará a integrarse en la red de alta velocidad gestionada por dicha entidad.

Adif Alta Velocidad realizará una adecuación integral de la línea en el tramo Taboadela-Orense, para permitir que la alta velocidad llegue cuanto antes a la capital orensana y se acorten los tiempos de viaje hasta la Meseta.

La inversión prevista supera los 103 millones de euros e incluye la implantación del ancho de vía estándar en toda la longitud del tramo, con una solución de triple hilo, y la construcción de un cambiador de ancho y el montaje de vía en el ramal de conexión de la línea de alta velocidad Madrid-Galicia con la línea convencional a la altura de Taboadela, recientemente adjudicado.

El cambiador de ancho permitirá la circulación de trenes de ancho variable por la LAV Madrid-Galicia, de forma que la estación de Orense podrá recibir trenes de cualquier ancho y seguirá funcionando como nudo ferroviario distribuidor hacia todas las líneas de ferrocarril de la Comunidad Autónoma de Galicia.

Además, será necesario ejecutar la electrificación del tramo Taboadela-Orense, nuevas instalaciones de seguridad, que incluyen la implantación del sistema de control del tráfico ERTMS, y la instalación del sistema de comunicación GSM-R y de las telecomunicaciones fijas y móviles.

Las actuaciones en el tramo Taboadela-Orense permitirán la continuidad de la conexión ferroviaria de alta velocidad entre la ciudad de Orense y la Meseta, mientras se tramita y construye la variante exterior de Orense, por lo que son complementarias al proyecto de variante.