Infraestructuras:  Noticia de actualidad


El presidente de la Comisión, Ignacio Barrón, expuso las conclusiones

La ministra de Fomento, Ana Pastor, inauguró ayer jueves, 12 de junio, la jornada de presentación del informe de la Comisión Técnico-Científica para el estudio de mejoras en el sector ferroviario, constituida a finales el pasado verano. Descarga del informe completo


Presentado el Informe de la Comisión Técnico-Científica para el estudio de mejoras en el sector ferroviario
 
 
 

(13/06/2014)  La comisión cuya creación anunció la ministra en agosto de 2013, tenía como objetivo elaborar un informe que incluya un estudio del sector ferroviario en España, su comparativa con otros países del entorno, el estudio de la normativa existente, un análisis de medidas para el refuerzo y la mejora de la seguridad, y elaborar propuestas de posible mejora.

En la apertura, la ministra se declaró satisfecha con el trabajo realizado y con unos resultados y recomendaciones que son “más que simples opiniones, opiniones autorizadas y fundadas en el conocimiento que representan un punto de vista profesional que ayudará a tomar decisiones políticas, económicas y sociales”.

Pastor subrayó que el trabajo de la comisión, formado por doce especialistas y dos reconocidos expertos invitados y en la que ha colaborado una cincuentena de profesionales y treinta instituciones y empresas, “afianzará un sistema ferroviario que ya se encuentra entre los mejores del mundo”. 

Asimismo, la ministra afirmó que el trabajo de la comisión cuyos integrantes han aportado “independencia, rigor y la mejor consideración por el sector ferroviario”, será soporte para futuras tareas y abre campos de trabajo que se abordarán en breve, para lo que convocó a los expertos de la comisión y a aquellos que quieran colaborar en esas labores.

Informe

La jornada, tras la apertura de la ministra, continuó con una presentación global del contenido del Informe y con las presentaciones de cada uno de las secciones en que se dividieron los trabajos de la comisión, Sector Industrial Ferroviario Español, Infraestructura Ferroviaria Española, Superestructura e Instalaciones Ferroviarias, Formación y la Investigación en el Sector Ferroviario Español y Planificación General del Sector Ferroviario Español.

La jornada se cerró con la presentación de las conclusiones a cargo del presidente de la Comisión, Ignacio Barrón y con el acto de clausura que presidió el secretario de estado de Infraestructuras, Transporte y Vivienda, Rafael Catalá.

El Informe es el resultado de seis meses de un complejo trabajo cuya primera conclusión es que, a pesar de las circunstancias económicas y sociales que viene en la actualidad España y Europa, el sector ferroviario español tiene un elevado nivel tecnológico y de servicios, y goza de un reconocido prestigio a nivel mundial.

Los autores del Informe expresan también su deseo de que el trabajo realizado no quedase como un hecho aislado en el tiempo, ya que el dinamismo del sector ferroviario aconseja abordar en el futuro próximo una actualización de sus contenidos.

Epígrafes

Además de abordar unos primeros epígrafes introductorios sobre los principios esenciales del ferrocarril y lo que el sector ferroviario español representa en cifras, y en términos de facturación, exportación, transporte, formación, investigación, y empleo, el Informe se detiene en recomendar la creación de un mecanismo legal que permita desvincular los ciclos políticos de la planificación y las decisiones en materia de transporte ferroviario, que son cuestiones de Estado más que atribuibles a una circunstancia política concreta.

El Informe también recomienda articular desde el Ministerio de Fomento la elaboración de un informe multidisciplinar en el que se lleve a cabo el análisis de la experiencia ferroviaria en España desde 2005, cuando entró en vigor la Ley del Sector Ferroviario. Análisis del que podrán derivarse recomendaciones que mejorarían la eficacia y al eficiencia del sistema.

Cuestiones como el ancho de vía o la posición de España en el proceso de transformación del ferrocarril que impulsa la Unión Europea y el Cuarto paquete ferroviario también son objeto de reflexión en algunos de los epígrafes del Informe.


Liberalización

border=1Sobre la liberalización de los servicios de viajero, el Informe recomienda definir las funciones, estructurar y desarrollar las entidades reguladoras y supervisoras necesarias para controlar actividades esenciales del sistema ferroviario, y acometer u proceso gradual de liberalización. Con cautela y plazos concesionales no muy amplios que permitan reconducir a corto plazo situaciones no deseadas.

El Informe señala que un proceso de liberalización totalmente abierto podría, dado el estrecho mercado existente, derivar en problemas económicos y de falta de rentabilidad que deteriorarían el servicio y la imagen del ferrocarril.

Asimismo, se señala la posibilidad, ya concretada en otros países y apuntada en el Cuarto Paquete, de agrupar el operador nacional y el gestor de infraestructura. Para reducir costes de estructura y explotación.

Formación e Investigación

El Informe recomienda identificar las necesidades de formación del sector ferroviario adaptadas a los nuevos desarrollos tecnológicos, y con una visión de conjunto y una integración de todos los conocimientos con implicación en el sistema ferroviario.

El potencial exportador de España en el ámbito ferroviario, basado en unos conocimientos, experiencia y saber hacer probados en los últimos años, debe reforzarse, integrando y federando a los distintos actores y segmentos de actividad y fomentado sus contactos y su proyección exterior.

En relación con la investigación en Informe, subraya su importancia crítica para el ferrocarril y la necesidad de dedicarle una atención especial. El Informe menciona la actividad de la Plataforma Tecnológica Española que coordina la Fundación de los Ferrocarriles Españoles y recomienda la creación, a partir de los centros de investigación ya existentes, de una institución nacional de investigación ferroviaria que aunase e integrase los esfuerzos de los diferentes actores del sector, y concentrase los recursos disponibles.

Otro epígrafe se centra en la comunicación y en la necesidad de cambiar la imagen distorsionada por tópicos que, en algunos casos tiene la opinión pública. El Informe señala que debe transmitirse que el ferrocarril es más que sinónimo de progresos, sinónimo de capacidad competitiva y sostenible y sólo se identifica con progreso cuando se desarrolla y usa correctamente.

Seguridad

El informe analiza también el coste de la seguridad en un modo de transporte que a pesar de la repercusión de ciertos accidentes, es sustancialmente seguro. Asimismo, analiza la idea de seguridad integral del ferrocarril y la necesidad de que los sistemas de seguridad sean coherentes con las condiciones y características de cada línea y servicio.

En la línea de la seguridad, el Informe recomienda la realización periódica de auditorías técnicas de la red y un análisis de los métodos empelados para la evaluación de la red.

La definición de la Red Ferroviaria de Interés general y la elaboración de normas de seguridad acordes con cada tipo de líneas, así como la necesidad de optimizar las inversiones en infraestructura en función de las verdaderas necesidades de demanda, centran otros epígrafes.

border=1De ello se derivan consecuencias en la concepción de la infraestructura, en sus procedimientos de adjudicación, en su construcción y ejecución y en la exigencia de calidad.

Epígrafes dedicados a la explotación, el reglamento de circulación, la señalización y el personal de conducción inciden también en el ámbito de la seguridad y se sugieren medidas que contribuirían a mejorarla.

Mercancías y Viajeros

El Informe se detiene también en el análisis detallado de los segmentos de mercancías viajeros, accesibilidad territorial, concepción de estaciones e intercambiadores de transporte, y a los segmentos de cercanías, media distancia y transporte urbano, con recomendaciones para todos ellos.

Además el Informe cuenta con secciones dedicadas a la energía y la sostenibilidad y con un epígrafe sobre el sector industrial ferroviario que señala su dependencia de la financiación pública y de los estándares nacionales que fragmentan el mercado.
Esos lastres recomiendan una planificación a medio y largo plazo, con planes de inversión y directrices que den estabilidad, independientemente de los cambios políticos, a la industria.

El Informe también resalta la necesidad de un apoyo institucional del Estado a la actividad exportadora que ayude a la detección de oportunidades con el margen suficiente para realizar labor de lobby.

Descarga del Informe completo