Operadores:  Noticia de actualidad


El ochenta por ciento de estos servicios se realiza con este material

Renfe moderniza la flota del servicio Euromed con la incorporación de una nueva unidad del modelo, serie 130, que circula entre Valencia y Barcelona. Este nuevo modelo de tren forma parte de la renovación del parque de trenes de Renfe. En la actualidad el 80 por ciento de los servicios Euromed se realiza con este nuevo material.


Renfe moderniza la flota del servicio Euromed con la incorporación de un nuevo tren de la serie 130
 
 
 

(29/07/2009) Esta serie de trenes, fabricada por el consorcio Talgo - Bombardier, estará integrada en 2010 por 45 vehículos. Doce de estos trenes circulan ya como servicios de Larga Distancia con origen y destino la Comunidad Valenciana.

Los trenes de la serie 130 son vehículos versátiles que circular indistintamente por las líneas de ancho internacional y por las de ancho nacional utilizando los intercambiadores de ejes instalados en las conexiones entre ambas infraestructuras. La velocidad máxima que alcanzan los trenes de la serie 130 es de 250 km/h en líneas de alta velocidad y de 200 km/h en las convencionales.

Cada composición de la serie está formada por dos cabezas motrices de perfil aerodinámico y once coches de butacas que se distribuyen entre las clases Turista, 236 plazas, y Preferente 63 plazas. Así, el total de plazas de cada tren es de 299 una de las cuales está adaptada para personas de movilidad reducida que viajen en silla de ruedas y cuenta, asimismo, con un aseo para estos viajeros que podrán moverse sin dificultades por el interior de los vehículos gracias a un diseño que facilita estos desplazamientos.

En cuanto a las butacas, son reclinables, dotadas de reposapiés, y se pueden orientar al sentido de la marcha. También cada butaca dispone de toma de energía eléctrica y cuenta con luces individuales de lectura, así como con sistema de recepción de sonido con cuatro canales de audio y dos de video.

Características técnicas


Los vehículos están dotados de ejes de rodadura desplazable para que puedan circular indistintamente por vías de ancho nacional o internacional según un desarrollo específico de Talgo que ha supuesto un importante esfuerzo tecnológico. Cuentan con equipos eléctricos de potencia de última generación basados en microprocesadores de tecnología avanzada bitensión para 3 Kv de corriente continua y 25 Kv de corriente alterna, lo que permite al tren circular por vías de alta velocidad y vías convencionales.

El material con el que se ha construido el tren es una aleación ligera de aluminio lo que permite aliviar el peso del vehículo al tiempo que facilita el ahorro de energía. Las cajas que conforman los vagones son estancas y herméticas para evitar las molestias que producen los cambios de presión al paso del tren por los túneles.

Esta serie de trenes se incorpora a la flota de los de rodadura desplazable de Renfe capaces de circular indistintamente por las vías de ancho nacional e internacional, lo que significa la posibilidad de aprovechar las prestaciones de las nuevas infraestructuras para acortar tiempos de viaje y extender los beneficios de la alta velocidad a destinos que se encuentran más allá de aquellos a los que, de momento, llegan los servicios Ave.