Historia:  Contenidos de la hemeroteca



En el mundo de la tracción vapor, uno de los elementos de mayor atracción es el de los nombres por el que los distintos tipos de locomotoras son conocidos: Mikado, Mastodonte, Confederación, Montaña… Son las ruedas de las máquinas, su número y disposición, las que definen su nombre.


(05/12/2003)  

En el mundo de la tracción vapor, uno de los elementos de mayor atracción es el de los nombres por el que los distintos tipos de locomotoras son conocidos: Mikado, Mastodonte, Confederación, Montaña… Son las ruedas de las máquinas, su número y disposición, las que definen su nombre.
Las ruedas de las locomotoras, además ofrecer la clave para su identificación, la rodadura sostiene y reparte el peso de la locomotora y es factor determinante de la potencia, velocidad y adherencia de la locomotora, de sus prestaciones en definitiva.
Las compañías ferroviarias han matriculado sus parques de locomotoras a partir de series de números y letras que, entre otras informaciones, reflejan el número de ruedas o ejes con que cuenta la máquina.
En los países mediterráneos, en general, la matriculación indica la disposición de las ruedas por ejes, pudiendo ser estos ejes motores o portadores. Los ejes motores se distinguen por ir unidos por bielas mientras que los portadores, van delante y/o detrás de los motores.

Hasta la constitución de Renfe en 1941, no existía un sistema unificado de matriculación en España, por lo que cada compañía ferroviaria disponía de un método propio. Con algunas variaciones, Renfe adoptó el método francés de matriculación.
En casi todos los países las locomotoras portan varias placas metálicas que indican su serie y el número y disposición de sus ruedas o ejes.
En el caso español, en las placas se inscribe:
  • Un grupo de tres cifras que indica el número y disposición de los ejes con que cuenta la máquina. Por ejemplo, 230 indicaría que la locomotora dispone de 2 ejes portadores delanteros, 3 motores y ningún eje portador trasero; 242, que dispone de 2 ejes portadores delanteros, 4 ejes motores y 2 ejes portadores traseros; 030, sólo tres ejes motores, sin ejes portadores delanteros ni traseros.

La disposición de los ejes reflejada en este primer grupo numérico aporta una primera identificación de la locomotora. De ahí vienen algunos de los nombres que nos resultan tan familiares: American (220), Mikado (141), Mastodonte (240), Confederación (242), Montaña (241) etc. Estos nombres definen pues a cualquier locomotora con una misma disposición de ejes. Al margen de esta primera caracterización, cada serie de locomotoras cuenta con sus propias características.

Tras este grupo, un segundo con cuatro cifras que indican:
1ª cifra: el número de cilindros si es una locomotora con ténder (vehículo enganchado a la locomotora que lleva el combustible y el agua). Si es una locomotora tanque -sin ténder-, esta cifra es siempre 0
2ª, 3ª y 4ª cifra: indican el número de orden de la locomotora dentro de una serie común de locomotoras. En el caso de locomotoras tanque, la 2ª cifra indica el número de cilindros y las dos últimas el orden dentro de una misma serie.
  • Entre los dos grupos de cifras, si la máquina utiliza fuel-oil como combustible, se inscribe una F y si su combustible es el carbón, no lleva ninguna inscripción.
Por ejemplo:
230 - 4001 242F - 2009 030 - 0204

La primera de estas placas indicaría que se trata de una locomotora de carbón con 4 cilindros y la número 1 de una misma serie. La segunda quema fuel, dispone de 2 cilindros y es la número 9 de su serie. Las dos primeras placas pertenecen a locomotoras con ténder, mientras que la tercera es la de una locomotora-tanque de carbón con 2 cilindros, la número 4 de su serie.

A continuación se adjunta un cuadro con los rodajes más importantes y los nombres que reciben en distintas áreas geográficas. Como puede apreciarse, en los países mediterráneos se indica el número de ejes; en los anglosajones el número de ruedas y, en los países de habla alemana, se indica el número de ejes pero los motores van designados con una letra mayúscula, indicando la A un eje motor, la B, dos y sucesivamente.

Además de los modelos reseñados existen otros correspondientes a locomotoras articuladas con más de un grupo de rodajes y que son, genéricamente, de los tipos Mallet y Garratt, con diferentes configuraciones de sus rodajes. Por ejemplo 0-3-3-0, 2-3-1-1-3-2, 1-4-1-1-4-1, 1-3-3-3, 2-2-2-2, 2-4-0-2-4-2, 3-2-2-3, 1-4-4-2, entre otros.
 


ImprimirImprimir artículo EmailEnviar por email    |